ROCHE BOBOIS

La firma francesa editora y distribuidora de mobiliario Roche Bobois, presente en más de 43 países alrededor del mundo y con 53 años de historia, abre las puertas de su tienda de 700 metros cuadrados en Bogotá. 0

El mueble escandinavo, caracterizado por el uso de maderas naturales y formas suaves, fue en 1960 el punto de partida de Roche Bobois. En el salón de Copenhague la familia Roche, que llevaba 12 años distribuyendo diseños franceses e importando modelos de Dinamarca, conoció a Jean-Claude Chouchan, quien tenía una mueblería en París con el nombre Bobois, un juego fonético que significa “bella madera”. Realizaron un catálogo común asociando sus nombres, hicieron su primera campaña publicitaria en la revista Elle y consolidaron una red entre diseñadores y fabricantes.

Diez años después, Roche Bobois lanzó el sofá Mah Jong, uno de sus principales íconos. Con el transcurso del tiempo se ha actualizado el método de producción del diseño de Hans Hopfer y en la textura y la combinación de colores han intervenido firmas del mundo de la moda que aportan su gusto y estilo como Jean Paul GaultierSonia Rykiel y el grupo italiano Missoni. Este modelo se ubica en el primer piso del almacén que, junto a la segunda planta, está destinado para la colección contemporánea y las ediciones limitadas.

El tercer y último piso de la tienda, ubicada en Bogotá en la calle 109 con carrera 15, exhibe la línea de los nuevos clásicos. Esta colección reúne copias de muebles franceses tradicionales, piezas de época modernizadas como un sillón estilo Luis XVI revestido con una tela del diseñador británico Paul Smith y una tendencia neo industrial. Una mesa de patas de hierro forjado con una superficie de madera cruda que hace 150 años pudo ser un mueble de trabajo en una fábrica y que hoy encaja en un apartamento moderno es una de las piezas de esta reinvención.

Diseño y producción

Como firma editora de muebles, mas no fabricante, Roche Bobois comercializa con fábricas especializadas en cada tipo de producto. La mayoría trabaja en exclusiva para la marca y todas están en Europa. Las pieles curtidas para sofás son tratadas en Italia, en la región Véneto, mientras que las patas de madera y el ensamblaje se realiza en la región Emilia-Romagna. Las poltronas reclinables se producen en Suecia. Los trabajos de ebanistería se llevan a cabo en Portugal y en Pont Scorff, una comuna francesa de donde sale la mesa Saga, otro ícono de la marca. Christophe Delcourt diseñó esta pieza en madera cruda con una lámina de un tronco de roble centenario.

Aunque la firma invita a diseñadores de larga trayectoria como Vladimir Kagan y Sacha Lakic, los jóvenes también tienen una plataforma. Es el caso Song Wen Zhong, de 28 años, quien creó la silla Ava, inspirada en un asiento tradicional chino de madera. Todas estas piezas están disponibles en Colombia, incluso las que figuran en catálogos y en la página de Internet. En todas las tiendas del mundo, y como filosofía de la marca, el equipo de servicio asesora en la personalización de medidas, materiales y acabados que se ajustan a la gusto y las necesidades del cliente.