La arquitectura colombiana tiene la responsabilidad de cuidar el ser y el entorno

Por Camilo Garavito
/
Diciembre
16 - 2020
La sostenibilidad no es, simplemente, el uso racional de los recursos naturales. Una correcta estrategia aporta al bienestar físico y mental de las personas. Por ejemplo, en esta época, un espacio bien ventilado ayuda a reducir los contagios.

La sostenibilidad en la arquitectura suele ser definida como la estrategia para minimizar el impacto negativo de los edificios en el medioambiente a partir de la moderación en el uso de materiales, agua, energía y demás recursos que provee nuestro planeta.

Si bien su objetivo principal es este, reducir nuestra huella de carbono  y el impacto en el entorno, las estrategias utilizadas para alcanzar dicho fin suelen dar como resultado, también, un aumento en el bienestar  y en el confort de los espacios que habitamos. La implementación de soluciones sostenibles en la arquitectura no solo minimiza los recursos empleados, sino que genera ambientes más cómodos, sanos y saludables para quienes los ocupan.

Implementar soluciones sostenibles no solo minimiza los recursos empleados, crea ambientes más cómodos, sanos y saludables para las personas.

¿Cuándo se puede decir que un espacio genera un ambiente sano y saludable? Según explica la arquitecta Margarita Romero, socia fundadora de Arquiambiental, empresa dedicada a la consultoría en eficiencia energética, sostenibilidad y bioclimática, lo es “cuando tiene niveles confortables de temperatura y humedad, donde sus ocupantes no sienten ni frío ni calor; cuando, a través de una correcta ventilación, se optimiza la calidad del aire; cuando se garantiza una iluminación natural eficiente –sin deslumbramiento ni penumbra– y, finalmente, cuando hay un adecuado control del ruido”. Estas condiciones, que permiten generar sensaciones de bienestar y comodidad al habitar un área, la hacen sana y saludable para las personas.

“Hoy es inconcebible pensar en un diseño arquitectónico sin tener en cuenta la sostenibilidad –afirma Carlos Núñez, socio fundador de la firma Arquitectura en Estudio (aRE)–. No importa el tipo de edificio que se diseñe, sea un colegio, oficinas, un equipamiento o una vivienda unifamiliar, es fundamental tener en cuenta, desde el primer momento, las variables del clima, como ventilación e iluminaciónnatural, la incidencia del sol y la temperatura, no solo con el fin de controlar la huella de carbono de los edificios, sino para garantizar el bienestar y la salud de las personas, algo que adquirió todavía más importancia con el escenario actual de la pandemia”, comenta. Núñez agrega que sus proyectos, ya sean educativos, institucionales o de vivienda, son modelados desde el principio en tres dimensiones y analizados a través de distintos programas informáticos que proyectan variaciones en temperatura y niveles de iluminación y ventilación natural, con el fin de ajustarlos sobre el papel y garantizar que el espacio construido ofrezca las condiciones de habitabilidad esperadas.

Vea tambien: Este proyecto residencial de lujo en Bogotá tiene una vista de ensueño


FOTOGRAFÍA: LLANO FOTOGRAFÍA, CORTESÍA ARQUITECTURA EN ESTUDIO.

Asimismo, Romero explica que “los ambientes sanos les permiten a sus ocupantes  aumentar la productividad de sus actividades laborales en torno a un 10 % y alcanzar niveles de concentración alrededor del 15 % más prolongados y eficaces en espacios académicos, según mediciones recientes. De igual manera, se ha encontrado que reducen el ausentismo  laboral y académico hasta en un  80 %, y previenen riesgos para la salud física y psicológica hasta en un  36 %, peligros que suelen  derivar en estados de fatiga, agotamiento, depresión, estrés crónico, alteraciones del sueño, afecciones respiratorias, cefaleas y demás patologías propias de un lugar mal diseñado”.

Atrás quedaron los cubículos en las oficinas, los sistemas cerrados de recirculación de aire y las luces fluorescentes en los espacios habitables. La ciencia ha comprobado con creces que los seres humanos  necesitamos  luz natural, aire limpio y temperaturas  confortables  para vivir mejor, requerimiento que se ha hecho aún más evidente tras la aparición de la COVID-19. Por esto, desde hace unos años, la tendencia a establecer soluciones sostenibles en la arquitectura no se limita al uso racional de los recursos naturales, sino que incorpora también mediciones de salud, bienestar y confort para sus ocupantes.

Colombia, por su ubicación tropical y su variedad de climas amables –lejanos de los extremos que se viven en los países con estaciones–  tiene un enorme potencial para instaurar soluciones arquitectónicas sostenibles sin grandes costos. Solo se requiere una correcta planeación en el diseño para establecer factores como la orientación más favorable frente al impacto del sol, las estrategias de ventilación adecuadas e inteligentes  y la mejor manera de captar la iluminación natural. Todo esto marca una gran diferencia en la calidad de vida de las personas  y no es un tema que se deba tomar a la ligera, menos en esta época.

Mitosis es un sistema  creado por GG Loop y Arup, que busca replicar los patrones encontrados en la naturaleza para concebir espacios de vivienda que acerquen al ser humano con su entorno y generen, una huella de carbono positiva.
FOTOGRAFÍA: GG-LOOP  CON HEXAPIXEL, CORTESÍA  V2COM.

Desarrollos internacionales

Vea tambien: En tendencia: una cálida combinación de colores que envuelve el hogar

La necesidad de hogares saludables nunca ha sido más evidente que durante la actual condición global. Para muchos, los esfuerzos  por reducir los impactos negativos de las edificaciones son inadecuados. Por tanto, el entorno construido debe diseñarse de forma diferente. Teniendo esto en cuenta, la firma de arquitectura GG-loop, de Ámsterdam, comparte su visión con Arup y desarrolla Mitosis: un sistema de construcción modular creado por una herramienta de diseño paramétrico, que sigue principios de diseño  biofílico y se centra en el usuario. El objetivo  de GG-loop es desarrollar una solución arquitectónica que “devuelva” al planeta  y pueda  servir como punto de referencia para los sectores inmobiliario y urbanístico.  La visión de Mitosis es profundizar en la comprensión de su relación con la naturaleza, además de concienciar  y sensibilizar tanto a los profesionales como al público en general sobre la importancia de la arquitectura biofílica, como respuesta a la condición climática actual. La “hipótesis de la biofilia”, de Edward O. Wilson, revela que los humanos tienen una necesidad intrínseca de conectarse con el entorno  natural y otros sistemas vivos.

En Mitosis los espacios comunes no solo se integran con el hábitat circundante, su distribución estratégica propicia la interacción humana y fomenta la vida en comunidad.
FOTOGRAFÍA: GG-LOOP CON HEXAPIXEL, CORTESÍA V2COM.

El arquitecto  holandés  y fundador de GG-loop, Giacomo Garziano, afirma que “Mitosis tiene como objetivo apoyar los usos cotidianos  y las tareas de los habitantes, con el fin de promover el contacto directo e indirecto con la naturaleza. Nuestra meta es generar un hábitat saludable, emocional y productivo para descansar, trabajar y vivir en 360 grados con el medioambiente”. ✱

FOTOGRAFÍA: GG-LOOP CON HEXAPIXEL, CORTESÍA V2COM.

Send this to a friend