Diferentes épocas en perfecto equilibrio

Tras su restauración, esta casa, en uno de los barrios más exclusivos de Londres, recuperó la grandeza del estilo arquitectónico inglés del siglo XIX. Su interiorismo propone un vínculo entre ambientes llenos de historia y la vida contemporánea de una familia que disfruta de una agitada vida social.

0

La diseñadora de interiores Ilinka Lukic se ha convertido en una de las más reconocidas en la escena del interiorismo en la capital británica gracias a sus elegantes, ricas y cuidadas propuestas. Nadie podría descifrar, partiendo de su nombre, que sea española. Su bisabuela era rusa; su padre, serbio y su madre, española. Su infancia transcurrió en España, pero creció entre el país ibérico y los Estados Unidos. Hace algún tiempo se mudó a Londres, donde a esta altura ha pasado la mayor parte de su vida. Su estilo único se ha desarrollado a partir de esas experiencias cosmopolitas. Desde su firma Haka Designs trabaja en proyectos en todo el mundo: Londres, Mónaco, Nueva Zelanda, Marbella… Ilinka se graduó en Historia del Arte, de ahí proviene su conocimiento en esta materia y en mobiliario, mientras que el ojo por la belleza y el detalle lo heredó de su madre, Concha Abós, también diseñadora de interiores. “En los años ochenta nuestra casa en Madrid era única, muy especial. Estaba totalmente decorada con telas y papeles pintados por David Hicks. Nadie en España había visto algo así antes. Las mejores revistas de interiorismo de la época venían continuamente a fotografiarla y fue publicada en numerosas ocasiones. Ese fue el ambiente en el que crecí”, le contó a AXXIS en Londres. 

revista-axxis-decoracion-contemporanea-4

Uno de sus clientes acababa de comprar esta casa de 1.300 metros cuadrados en el corazón de Belgravia, uno de los barrios más exclusivos de esta ciudad. El proyecto había sido desarrollado por una empresa inmobiliaria y los propietarios querían algo más personal, que se adaptara a sus necesidades cotidianas de vida familiar. “Mi estilo o el estilo ideal en interiorismo busca dar respuesta a las necesidades de los clientes. Es una labor de ‘comisariado’, ayudarles a lograr que el resultado final mantenga un equilibrio al acomodar lo que ya existe con lo nuevo. Es un reto encontrar las piezas de arte y mobiliario adecuadas, y cómo encajarlo todo, crear algo atemporal donde cada espacio de la casa sea adecuado a su fin. Hacer que todo se vea bien y funcione armoniosamente”, puntualiza la decoradora.

revista-axxis-decoracion-contemporanea-16

Los arquitectos de la firma Paul Davis + Partners restauraron el edificio, recuperando los elementos arquitectónicos de época más emblemáticos de esta estructura protegida y devolviéndole la grandeza del estilo de vida del siglo XIX, cuando se construyó. La tarea de Ilinka consistió en crear espacios excepcionales para la vida moderna de una familia con tres niños que disfrutan de estar rodeados de amigos, entretenimiento y fiestas, una agitada vida social. La casa se encuentra distribuida en cuatro niveles. Los arquitectos mantuvieron intacta la jerarquía original, con los ambientes importantes en la planta baja donde están los espacios comunes y las zonas sociales. En los siguientes se ubican los dormitorios y áreas privadas. Su estilo de arquitectura, conocido como Regency, se caracteriza, entre otras cosas, por los techos muy altos. En el primer piso, donde se halla el dormitorio principal, llegan a medir 3,8 metros. El sótano proporciona el estacionamiento, gimnasio, piscina y cuartos de servicios.

revista-axxis-decoracion-contemporanea-3

“Mi objetivo fue establecer un vínculo entre los elementos patrimoniales de la arquitectura del edificio con los detalles de su interior, como son los paneles, las molduras, los techos altos y los espacios gloriosos, acomodando todo ello con el gusto contemporáneo de mi cliente y ajustándolo con sus necesidades. Para ello, busqué en un gran número de galerías hasta dar con los objetos adecuados. También contamos con la dificultad de que al tratarse de ambientes de grandes proporciones, la mayoría de las piezas de mobiliario tuvieron que ser hechas a medida, pues era el único modo de conseguir que contaran con la escala apropiada”.

revista-axxis-decoracion-contemporanea-7

El estilo de Ilinka es versátil, en él casi todo tiene cabida. “De mi madre aprendí que cuando trabajas con piezas de calidad, no importa que los estilos sean diferentes. Las cosas buenas funcionan bien juntas”. La diversidad con la que trabaja incluye piezas de mobiliario a la medida combinadas con ediciones exclusivas o limitadas de Hervé van der Straeten, Emmanuel Babled o Studio Drift, las cuales son tan buenas como las obras de cristal de los artistas Massimo Micheluzzi y Eric Schmitt o tanto como los exquisitos textiles de Hermès, Bruno Triplet o Toyine Sellers Atelier.  La búsqueda de la máxima calidad la llevó a crear su propia línea de textiles para el hogar, Ilinka Collection. Sábanas del algodón más exquisito para el dormitorio y mantelerías de hilo fino para el comedor. “Cuando no puedes conseguir exactamente lo que quieres, lo tienes que hacer tú misma”, concluye.

revista-axxis-decoracion-contemporanea-2

//revistaaxxis.com.co

COMPARTIR