Diseño ecológico

Jairo Ramírez y Manuel Alejandro Mejía, dos arquitectos de la Universidad Piloto de Bogotá, se ubicaron entre los cinco primeros puestos en el concurso Talentos Design 2010 de la Fundación Santander. Participaron con el proyecto Contenedores habitables. 0

La arquitectura avanza drásticamente de la mano de la tecnología y las propuestas que se desarrollan tienden a ser cada vez más ecológicas, modernas y prácticas. Este proyecto es un claro ejemplo de que materiales simples y reusables se pueden convertir en la base para construir innovadores espacios comerciales y residenciales.

Los contenedores son prefabricados y producidos en masa, económicos y móviles, característica que les permite crear estructuras cambiantes a través del tiempo. El diseño interno incluye otros materiales como madera, acero, concreto y cristal, elementos que convierten este tipo de edificaciones en piezas similares a las de la arquitectura tradicional.

“Esta propuesta tiene un concepto ecológico, ya que los contenedores son reciclables, reducen el uso de otros materiales, ocasionan menor gasto y generan un ahorro de energía”, comenta  Ramírez.

Actualmente,  Jairo y Manuel  son socios de la firma Code Design en la que trabajan para que esta idea pueda  llegar a ser implementada como  proyecto de vivienda e  incluso de interés social, ya que estas casas, con áreas que oscilan entre 44 y 73 m2, se pueden empezar a construir con 55 millones de pesos.

“Nuestro ideal es poder llevar a cabo este proyecto, sin embargo, es difícil conseguir apoyo cuando se trata de ideas tan poco convencionales, que no se aferran a los estilos de construcción que se tienen actualmente en el país”, agrega  Mejía.

Estos dos arquitectos también trabajan en una propuesta de amoblados con formas más adecuadas  para los módulos.  El proceso de diseño del amoblado parte de la idea de modulación y estandarización, con el objetivo de hacer un espacio interior más flexible  a partir de muebles plegables, que pueden cambiar de una cama a un escritorio o simplemente dar espacio libre a la habitación.

COMPARTIR