El arte de combinar épocas en la decoración

El diseñador colombiano Juan Montoya, radicado en Nueva York recibió el Legends Award que otorga la Universidad de Pratt. Ejemplo de su talento es el ambiente que creó para una exposición de diseño en esa ciudad. 0

Juan Montoya es considerado como uno de los diseñadores de interiores más destacados en la ciudad de Nueva York. Su trabajo se ha caracterizado por la búsqueda de un diseño perdurable para lo cual prefiere seleccionar un mobiliario de líneas clásicas y sencillas, inscritas dentro del estilo Modern Classic. En la mayoría de sus proyectos combina el mobiliario con accesorios y obras de arte contemporáneo para generar tensiones focales.

Montoya recibió el reconocimiento: el Legends Award que concede Pratt Institute a arquitectos, artistas y diseñadores, y los eleva a categoría de iconos. Con este premio Juan ingresa a una selecta lista de estrellas que lo han recibido y en la que figuran Richard Meier, Karim Rashid, Marc Jacobs, Tommy Hilfiger, Peter Marino, Mary McFadden, Takashi Murakami, Patti Smith, y Emanuel Ungaro, entre otros.

Para la exposición de diseño interior organizada por los Boy Scouts en una casa de principios del siglo XX en Nueva York, Montoya se inspiró en la luz del invierno nórdico. Creó una sala con varios ambientes pensando en diversas actividades: una área de reunión, un punto de exhibición de diversas esculturas y una zona de lectura.

En esa exquisita puesta en escena combinó un mobiliario diseñado por él, con algunas piezas de diseño sueco del siglo XVIII y obras de arte contemporáneo. Estructuró el espacio a partir de una mesa sueca adquirida en un anticuario en París, y un esculturalchandelier de imagen satelital -diseño de Montoya- que evidencia la altura del salón. Ambas piezas fueron ubicadas en el centro y actúan como punto focal.

Diseño de Juan Montoya en la cuidad de Nueva York.

Diseño de Juan Montoya en la cuidad de Nueva York.

Contra las ventanas ubicó dos sillas suecas y un juego de esculturas contemporáneas de la artista sueca Eva Hild  que contrastan con unos rostros clásicos exhibidos sobre pedestales blancos. Los velos de las cortinas tamizan el ingreso de la luz natural y le aportan un toque de sutilidad a la escena.

En el lado izquierdo del espacio organizó el área de reunión para la cual creó un gran sofá capitoneado tapizado en terciopelo azul. Junto a la chimenea ubicada al lado derecho del salón dispuso una chaise longue concebida con el mismo estilo del sofá para generar la tensión entre los dos extremos del espacio. Sobre la chimenea ubicó un escultura sueca de vidrio azul y un obra del pintor Peter Clark.

El salón se unificó con un tapete de lana rematado con un borde de cuero azul. La diversidad de estilos del mobiliario se conectan y armonizan por la paleta de colores, azul, blanco y gris, que hacen referencia a luz del invierno nórdico la cual ha sido siempre objeto de admiración de Montoya.

Juan Montoya, un interiorista que domina el arte de combinar épocas en la decoración.

//revistaaxxis.com.co

Save

COMPARTIR