Identidad y memoria: especial arquitectura institucional

Todo proyecto de arquitectura institucional requiere un trabajo imprescindible: entender los valores que representa la entidad, para así convertirse en hito de la ciudad donde está implantado.

0

El edificio Ad Portas tiene como fin ampliar la cobertura del campus y el número de estudiantes de la Universidad de La Sabana. Esta infraestructura de generosas proporciones contará con laboratorios, espacios para el estudio, áreas para eventos y un oratorio. La estructura se compone de dos grandes curvas que en esencia abrazan la ciudad y el campus universitario. Esta forma permitió diversas tipologías de áreas. Para su construcción, que comenzó en diciembre de 2016, utilizaron concretos para cimentación (Tremie) ocres y grises, de la compañía Argos. En total emplearon 29.000 m3, de los cuales 2.000 son autocompactantes ocres.

Sobresale en este edificio el manejo del concreto a la vista, que presenta diversas formas, texturas y colores. Este material, a su vez, fue combinado con maderas y arcillas para tener una unidad cromática en todo el complejo universitario. Otra característica especial es su diseño bioclimático. El edificio presenta una doble piel que controla las cargas térmicas y las corrientes de aire –permitiendo una buena ventilación y corrientes bajas–.

Proyecto: edificio Ad Portas,

Universidad de La Sabana

Ubicación: Chía, Cundinamarca

Diseño arquitectónico: Felipe Uribe

Diseño estructural: Nicolás Parra

Diseño interior: Estudio Sur

Producto: concreto arquitectónico estructural, de Argos

Su diseño presenta una propuesta bioclimática.

//revistaaxxis.com.co

COMPARTIR