¿Ducha o Tina? 5 razones para escoger la mejor opción y transformar el baño de su casa

Por Texto y producción: Ana María Zuluaga
/
Noviembre
3 - 2021
Crédito de la foto: FOTOGRAFÍA: @andresvalbuena_h_foto @ivanortiz_ponce @pequenorobot @simonboschphotographynl @mateosotoph @photoholik @ojo_rasgao
No conozco una decisión más controversial a la hora de definir el diseño o remodelación de un baño principal, que la eterna duda que surge a la hora de escoger entre tina o ducha. Hace décadas resultaba impensable que en una casa no hubiera tina o bañera, pero en la actualidad y con el ritmo vertiginoso de la vida moderna, se abre la posibilidad de un sistema más dinámico como la ducha o uno mixto donde coexisten ambos. A continuación los puntos que se deben tener en cuenta a la hora de enfrentarse a este dilema:

Tiempo

Como lo dice el adagio popular “El tiempo es oro” y eso hace que en la mayoría de los casos se recorten minutos dedicados al aseo diario, pues siempre estamos corriendo para salir de nuestras casas hacia el trabajo o en tiempos de pandemia, de la ducha al Home Office. Si este es el caso, una ducha es la mejor opción pues nos permite ahorrar tiempo. Si por el contrario lo que nos gusta es premiarnos después de una extensa jornada laboral, la tina es una opción para vivir deliciosos momentos de ocio y relajación.

@simonboschphotographynl @la_animalia @contra.fuerte

Espacio

La ducha se relaciona con un mejor aprovechamiento del espacio, así que si dispones de un área de pocos metros cuadrados, será una fantástica opción, la medida mínima para diseñar una ducha cómoda es de 90 x 90 cms. Si por el contrario cuentas con suficiente espacio, ¿Por qué no tener una tina? Necesitas un mínimo de 70 x 1.40 cms para instalarla. Otra alternativa interesante, si el área lo permite es tener ambos sistemas por separado, de forma que puedas disfrutar de lo mejor de ambos mundos.

@ojo_rasgao @la_animalia @angelajimenezperezmanufacturastudio

Tipo de usuario

Siempre se ha considerado que las duchas son más seguras, ya que el acceso y la salida son más sencillos, pues no hay desniveles. Es una alternativa ideal para hogares con personas de movilidad reducida o de la tercera edad. Por otro lado una tina es una opción ideal si hay bebés o niños, pues además de ser práctico, resulta un verdadero momento de diversión y juego en familia.

Vea tambien: La cerámica es la mejor opción para remodelar el hogar

@ivanortiz_ponce @la_animalia @contra.fuerte

Ahorro de agua

Otro de las concepciones que se tiene acerca de la tina, es que se gasta más agua que con la ducha. En una ducha breve (5 minutos) se gastan alrededor de 90 a 100 litros, mientras que para llenar una bañera estándar puede llegar a necesitar más de 200 litros de agua. A nivel práctico la ducha es más funcional que la tina, ya que por el acelerado ritmo de la vida diaria más personas optamos por un baño rápido, que por uno prolongado.

@pequenorobot @llanoarquitectos

Funcionalidad o estética

Si nos centramos en el aspecto puramente decorativo, definitivamente yo encuentro más bella la tina, pues no sólo es un elemento funcional sino escultórico de gran valor estético, convirtiéndose en protagonista indiscutible del baño. Además permite ser acompañada por pequeños jardines interiores, macetas y complementos como bancas y troncos para ubicar productos de belleza. Si hay un ventanal de techo a piso, la posibilidad de apreciar el paisaje hará del baño una experiencia sublime.

@mateosotoph @la_animalia @a5arquitectura

Respecto a los materiales, las tinas de mármol, cerámica o acrílico son de un look minimalista y elegante, mientras las de hierro esmaltado blanco con patas metálicas, evocan las clásicas tinas. En cuanto a las duchas, vienen en todos los tamaños y formatos (rectangular, cuadrado y circular). Las de acero mezcladas con paredes de cemento pulido son de una estética más industrial, mientras que el porcelanato y la cerámica pueden adaptarse a variedad de conceptos.

Vea tambien: Tapetes de ensueño como protagonistas de este apartamento

@ivanortiz_ponce @la_animalia @gabriellianb

Las comparaciones son odiosas y no existe una opción mejor que otra,  lo importante es tener en cuenta el espacio con que contamos, los hábitos de uso y las necesidades reales para tomar esta importante decisión.

Deja un comentario:

Send this to a friend