Rem Koolhaas dirigió el diseño de la mejor oficina para trabajar en este 2020

Por IMÁGENES CORTESÍA DE OMA FOTOGRAFÍA: OSSIP VAN DUIVENBODE TEXTO: RODRIGO TOLEDO
/
Octubre
19 - 2020
Como una pequeña metrópoli dentro de un edificio. Así podría resumirse el concepto de las nuevas oficinas en Pekín para una multinacional china dedicada a la tecnología, diseñadas por la reconocida firma OMA.

OMA es, sin duda, uno de los estudios más importantes del mundo. Bajo la dirección del prolífico arquitecto holandés Rem Koolhaas, esta firma con sedes en Róterdam, Países Bajos; Hong Kong; Nueva York, Estados Unidos; Pekín, China; Doha, Catar; Dubái, Emiratos Árabes Unidos, y Sídney, Australia, ha diseñado proyectos de múltiples escalas desde 1975. Tanto su obra construida como su producción intelectual y crítica sobre la disciplina, plasmada en libros como Delirious New York y S, M, L, XL, han sido referente fundamental en el panorama global de la arquitectura contemporánea. Uno de sus más recientes trabajos es la nueva sede en Pekín para Tencent, una multinacional china dedicada a la tecnología.

La expresión homogénea de las fachadas se rompe con los quiebres realizados en el volumen. Esto permite generar puntos de acceso al edificio y crear patios para iluminar el interior.

En lugar de proponer una gran torre, la apuesta de OMA consistió en resolver el proyecto en un bloque de planta cuadrada con solo siete pisos de altura. La huella del edificio ocupa un área de 32.400 metros cuadrados, lo que define la construcción como una especie de megamanzana densa que conserva la altura y la mesurada escala urbana circundante.

Vea tambien: Dos increíbles casas de concreto ubicadas en el Retiro, Antioquia

En cuanto a su uso, el espacio interior funciona como una pequeña ciudad, en la que cada planta dispone de zonas para el trabajo, la educación y el disfrute, y donde se definen las relaciones visuales entre las estancias, de tal forma que se pueda ver qué ocurre en ellas de manera abierta e integrada. La cubierta del complejo está destinada a un jardín desde el cual se contempla el paisaje urbano.

La geometría estable del volumen se rompe mediante la sustracción de fragmentos en forma de prisma triangular. Estas deformaciones permiten generar patios de luz y zonas comunes perimetrales, que además sirven para darles jerarquía a los puntos de acceso al edificio e identificarlos claramente.

Vea tambien: Llega una nueva edición del Encuentro Técnico de la Construcción de Camacol

A las fachadas acristaladas se superpone una secuencia de lamas verticales que protegen del resplandor solar y dibujan un ritmo de líneas sobre la superficie refractiva del vidrio. En las horas de la noche la estructura se convierte en una gran lámpara. Así, con respeto por la escala urbana de su entorno, este edifico impacta a los transeúntes gracias a una arquitectura bien concebida. ■

  • Send this to a friend