Karimoku New Standard

Por Texto: Juan Pablo Gallón. Fotografias: Takumi Ota para Karimoku New Standard,
/
Mayo
28 - 2014
“Los muebles y los objetos tienen como función, en primer lugar, personificar las relaciones humanas, poblar el espacio que comparten y poseer un alma” Esta frase de Jean Baudrillard resuena y cobra vida en los objetos que una marca de diseño nipón imagina y produce: Karimoku New Standard.

Muebles con alma, objetos que no solo ocupan un lugar y cumplen una función, sino que se convierten en una especie de seres que habitan los espacios en comunión con las personas. Piezas de mobiliario gentiles al tacto y que, como ellos mismo lo advierten en su credo “sean dignas de los anillos, las vetas y la vida de un árbol” es aquello a lo que le apuesta a crear Karimoku New Standard, el trademark de la famosa firma japonesa Karimoku Furniture Inc, el productor número uno de muebles en madera de Japón y quizás del mundo.

En el 2009, Karimoku, aquella firma construida en 1940 a puro pulso por Shohei Kato, la cual hizo de su leitmotiv la producción de objetos para el mercado doméstico, nombró a Teruhiro Yanagihara, un prolijo diseñador japonés, dueño del estudio Isolation Unit y uno de los abanderados del borderless design’ (diseño que desvirtúa los límites entre el objeto y el espacio) como aquel que debría definir y darle vida a aquel ‘New Standard’, en términos de diseño, que estaba buscando producir la famosa firma japonesa.

Como una especie de nigromante, que prevee y moldea su futuro, Yanagihara trazó esos nuevos caminos que Karimoku debería seguir. “High tech, High touch” es uno de los enunciados que devela la alquimia propia de esta nueva apuesta de diseño y producción, pues combina la calidad y versatilidad de los procesos tecnológicos con el tradicional amor, la sensibilidad y la conexión íntima que busca producir Karimoku entre el mueble, su madera y el tacto de aquel quien lo utiliza. Por otro lado, Karimoku New Standard se asegura dos compromisos.

5625KARIMOKU_20NS_Torii_20low

Vea tambien: Un proyecto residencial como ningún otro para vivir en Barranquilla

Uno, crear mobiliario que se ajuste más a la personalidad y singularidad de sus usuarios. Dos, procurarse unos nuevos diálogos entre la industria del mueble y el medio ambiente. Persiguiendo este último objetivo y en la búsqueda de cumplir con ese reto Karimoku New Standard le apunta al reuso del árbol de caucho, muy utilizado para la extracción de su látex, pero cuya madera es ampliamente desperdiciada, y además, al uso de árboles de maderas duras como el acre, el castaño y el roble, los cuales se utilizan básicamente para hacer papel, y construir con ellos la mayoría de los productos que se presentan en su catálogo.

Mesas que se pueden convertir en anaqueles y que hibridan formas geométricas, taburetes sencillos, pero llenos de pequeños detalles en las patas o sillas que en las formas de sus asientos o espaldares recuerdan el tradicional shinto shrine (techos en forma de sonrisa) de la arquitectura japonesa, además de percheros y accesorios de escritorio como reglas, sellos y pisapapeles que se apropian de las vetas y las cualidades de la madera en la que son hechos para cumplir sus funciones, son algunas de las características formales y funcionales de las piezas desarrolladas por Karimoku New Standard, el cual ha manufacturado hasta la fecha 15 piezas de mobiliario y cuatro accesorios para el hogar.

Bajo la cabeza y la mano de Yanagihara como director creativo, Karimoku New Standard, ha invitado a otros diseñadores y estudios del mundo ha desentrañar esos nuevos estándares, a dejar atrás lo tendencioso y a ponerse en la situación de crear objetos para el día a día con la suficiente versatiidad y flexibiidad para darle gusto a las más variadas personalidades. Al llamado de Yanagihara respondieron Scholten & Baijings de Holanda, Big Game de Suiza, Sylvain Willenz de Bélgica, ECAL / Lucinen Gumy de Suiza, TAF de Suecia y Tomàs Alonso del UK, quienes son artífices y artesanos de los objetos que Karimoku New Standard ofrece hoy en su catálogo.

Maderas que se secan naturalmente durante seís meses, un respeto profundo por aquellos seres vivos de los cuales se extraen las materias primas y el compromiso de crear cosas bellas a cambio de las mismas. Una sensibilidad exacerbada por los gustos del usuario, sus deseos y su espacio; una preocupación por la forma y la función componen el ADN propio de los New Standards de una marca de diseño a la que no le importa crear muebles, sino objetos sobre los cuales volvar su propio espíritu: Karimoku New Standard.

Vea tambien: Getsemaní el barrio tradicional de Cartagena con una una identidad histórica inigualable

9805TAKUMI_OTA_2232las_MILAN9.21.15

//revistaaxxis.com.co

Deja un comentario:

Send this to a friend